Impresiones tras el tortazo de Veelers

La décima etapa tras el merecido descanso del pasado Lunes, tuvo una escapada como protagonista desde las primeras pedaladas en Saint-Gildas-des-Bois. A Oroz, Maté, Cousin, Westra y Simon les pasó lo que sucede en todos los cuentos contados por los equipos de los principales sprinters; la escapada fue neutralizada a escasos Kilometros del final en la bella localidad bretona de Saint-Malo.

El alemán Marcel Kittel consiguió su segunda victoria de etapa en este Tour 2013. Greipel segundo, Cavendish tercero, Sagan cuarto.

Entre la jauría de lanzadores y sprinters llegó la polémica servida en forma de codazo, empujón y tortazo. Veelers (del Agos-Shimano) se la pega justo cuando Cav le adelanta. Judgad por vosotros mismos:

Estas son las impresiones de algunos de los que por allí pasaban:

Tom Veelers: “Ha sido culpa de Mark Cavendish. Creo que se ve bastante claro en el video también.”Yo he hecho mi trabajo, he lanzado a Marcel y me he retirado. Me siento maltratado. El debe ser descalificado”

Mark Cavendish via Twitter: “No he visto las imagenes todavía, pero he estado involucrado en un incidente con Tom Veelers. Lo que haya pasado, lo siento si es mi culpa.”

André Greipel (Lotto-Belisol): “Espero que Tom Veeler se encuentre bien después de esa fuerte caída. Innecesaria y espeluznante

Greg Henderson (Lotto-Belisol): “De verdad espero que Tom Veelers esté bien. Absolutamente tirado de su bicicleta innecesariamente. Esto no es profesional

Marcel Kittel (Argos-Shimano):”No me puedo imaginar que hiciera eso intencionadamente, esto pasa a veces en finales tan agitados”

La verdad es que poco o nada ganó Mark Cavendish en el momento de las declaraciones poco despues de cruzar la meta de Sant-Malo, cuando el periodísta Matt Slater de la BBC le pregunta por su implicación en la caida de Veelers. Cavendish arremete y agarra el micrófono de l BBC como si un bebé se tratara mientras pregunta con tono agresivo -”what my fault..!!??”

A todo esto… que dirá el bravo de Juanjo Lobato que cerca está de arrolar y dejarse la piñata como Laurent Jalabert y Wilfred Nelisen en aquel sprint del tour de 1994. Bufff, todavía hoy dificil de mirar.

Leave a Reply